La prueba más dura del esquí nórdico de los JJOO de PyeongChang 2018, en la que Rojo se colocó en una muy buena 35ª posición, se disputo en el Alpensia Cross Country Skiing Centre el 24 de febrero con más de 70 esquiadores en la salida en masa. El estadio de esquí de fondo de Alpensia acogió la última prueba masculina de esquí nórdico con mucha expectación y una meteorología que se fue complicando a medida que avanzaba la prueba.

La competición de 50 Km clásico, también llamada la maratón del esquí de fondo, es espectacular tanto por el esfuerzo que hacen los competidores como por la salida en masa de los mejores esquiadores internacionales del momento. Para los 50 km masculinos, los deportistas debían completar 6 vueltas de 8,4 km al circuito de Alpensia.

Rojo, muy satisfecho con la remontada

El tolosano, que salía con el dorsal 51, ya desde el primer momento fue recuperando posiciones pasando en el km 5 en la plaza 43 mientras que en el km 15 estaba el 41 y al paso del ecuador de la competición en el km 25 el esquiador RFEDI estaba en la posición 38.

La mejora en posiciones no se detuvo para Imanol y en el km 40 estaba el 32 acariciando ese preciado top 30. En los kilómetros finales Rojo protagonizó varias luchas con su grupo hasta acabar en el sprint final batiéndose con el andorrano Irineu Esteve en la recta final dónde finalizó el 35 con un tiempo de 2 horas 19 minutos y 10 segundos.

El vasco declaró que estaba muy contento de la 35ª plaza ya que esta prueba se había competido en clásico mientras que en Sochi’14, donde fue el 33, se disputaron los 50 km en patinador. Así el fondista español de 28 años definió la carrera como “muy dura, pero en la que me he encontrado muy fuerte, quizás en la última vuelta sí he tenido que aflojar un poco pero el resultado siendo una prueba en clásico es bueno, incluso personalmente lo veo mejor que la posición Sochi’14”.

Como ejemplo de su satisfacción por el resultado, Rojo explicó que “he estado batiéndome con fondistas que han hecho podios en Copa de Europa y que son top 30 en Copa del Mundo por lo que he competido a un buen nivel”. El esquiador de Salomon también ha explicado que su mejora en clásico puede ser interpretada como una muestra de madurez de su esquí ya que habitualmente en esta modalidad los deportistas más exitosos pasan de los 30 años.

Como conclusión de su actuación, el tolosano ha comentado que su actuación ha ido de menos a más siendo el deportista español que más pruebas, cuatro, ha disputado. La mejor actuación de Rojo en estos juegos ha sido la prueba de sprint por equipos en la que, con su compañero de equipo RFEDI Martí Vigo, se colocaron en la 19ª posición el pasado día 21 de febrero. Rojo también participó en el skiathlon (15 km clásico+15 km libre) colocándose el 49º y en la prueba de 15 km libre no se encontró especialmente cómodo acabando el 62.

El director deportivo RFEDI, Lluís Breitfuss, destacó el buen resultado de la competición por equipos de Imanol rojo y Martí Vigo. Respecto al grupo de fondistas españoles, el técnico comento que se estaba trabajando fuerte con los jóvenes en fondo, y puso como ejemplo a Vigo de tan solo 20 años. Breitfuss explicó que se está consolidando un grupo entre los 16 y 20 años formado por 3 mujeres y 3 hombres con un programa coordinado entre la RFEDI y los grupos de tecnificación de las federaciones territoriales para que en un futuro más fondistas españoles cumplan los criterios para acudir a unos JJOO.