Aprende a amar la tónica
PUBLICIDAD Billboard

Aprende a amar la tónica

Quizás hablo desde la euforia de un día de esquí excepcional. No lo sé, pero es curioso cómo he ido cambiando la percepción del esquí de primavera con lo años.  Me recuerda a aquellos anuncios de Schweppes en los que el lema era «aprende a amar la tónica». Porque el esquí primaveral hay que saberlo disfrutar para sacarle todo el partido. Y cuando lo haces, ya no hay vuelta atrás.

PUBLICIDAD Content_1

 

Los prejuicios

Todos los tenemos o los hemos tenido alguna vez. Que si la nieve está fatal, que si hay menos pistas abiertas, que si… Podemos ir añadiendo tantos como quieras. Cuantos más tengas, peor será la predisposición a pasarlo bien en estas fechas. Porque es fácil, estando en el valle pasando casi calor, pensar que no se puede esquiar bien.

Pero junto a los prejuicios, están las ventajas que tiene esquiar en esta época. Es cuestión de aprender a descubrirlas y ya no dejarás de querer esquiar en primavera.

 

PUBLICIDAD Content_2

Cómo disfrutar en primavera

La principal ventaja que tenemos estos días es que el esquí es un regalo. Muchas estaciones ya han cerrado o están a punto de hacerlo y por tanto, estamos ante un bonus track que hay que saber aprovechar.

Este primer fin de semana de Semana Santa nos estamos encontrando un esquí de primavera de manual.

Sábado. Masella. Primer fin de semana de Semana Santa. Estamos en pistas a primera hora. Poca gente, mucha menos que cualquier otro fin de semana del año. Estamos a -1º en la base, así que nos equiparemos con lo justo para poder subir arriba y no pasar frío a medida que pasen las horas y suban las temperaturas.

La primera decisión importante son los esquís. En esta época tengo unos esquís favoritos, los Völkl Deacon, pero no tengo claro si los 74 o los 76. Tienen un poco de rocker tanto delante como detrás y son algo más anchos, por lo que con nieves transformadas lo hacen todo mucho más fácil. Pero en cambio, a primera hora, con la nieve dura, se comportan como un esquí racing. Este tipo de esquís son perfectos para esquiar en primavera.

PUBLICIDAD Content_3

PUBLICIDAD Mobile_Pos5

¿Verde o rojo?

Tras muchos fines de semana entrenando, este no teníamos entreno, así que hemos podido volver a esquiar con los socios habituales, esos que garantizan un gran día de esquí. Hay sintonía, todos sabemos a lo que vamos. No se pierde el tiempo, no se para. Una mirada y ya sabemos por dónde bajar.

 

PUBLICIDAD Content_4

Los tres tenores, mosqueteros o lo que sea, garantía de buenas esquiadas

 

Las primeras horas son para poner a prueba las piernas.  Los esquís invitan a correr y los metros van bajando a toda pastilla, quemando suelas sin piedad.  Bajadas desde lo alto de la Tosa hasta la base, con una calidad de nieve espectacular. Sí, hasta la base, 935 m de desnivel que saben a gloria cuando puedes pisar a fondo. Da igual por dónde te metas. La Tosa, Coma Oriola, Coma Pregona, Enamorats,… Todas se dejan esquiar de maravilla. ¡Y qué poca gente que hay!

Poco a poco, la llamada de la selva va añadiendo nuevos compañeros. El ritmo no baja, no se espera, aquí todos vamos a lo mismo.

PUBLICIDAD Mobile_Pos8

En un momento me encuentro con Joan, del equipo de masters del CANM-C y me comenta que viene de hacer las Pedrusques y que está bastante bien. Pues nada, se nos enciende la bombilla y para allá vamos. Y sí, está realmente bien. Lástima del bosque de abajo, que sea tan tupido.

Muchísima nieve en esta zona. Lástima de tanto árbol…

 

Y para acabar, otra vez todo el desnivel para quemar piernas. Qué cara de satisfacción llevábamos todos al acabar. Con 4h hemos tenido suficiente para que nos salgan 7000 m de desnivel, que no está nada mal, sobretodo teniendo en cuenta la bajada de Les Pedrusques.

 

Y como en esta época hay muchas más cosas a hacer después de esquiar, algunos han optado por pegarse una paliza en bici. Yo todavía no estoy en esa onda, ya llegará en un tiempo.

En fin, que esquiar en esta época es mucho más agradable en todos los sentidos que en pleno invierno. Buena nieve, buen tiempo, buenos socios y una estación como Masella que mantiene gran parte del dominio abierto. No se puede pedir más para esta Semana Santa. Porque los que hemos aprendido a amar la tónica, ya no podemos vivir sin ella.

¡Larga vida al esquí de primavera!

Te recomendamos

Titan Desert 2022
Etape Spain

7 comentarios en «Aprende a amar la tónica»

  1. El Sábado fue unos de esos días de esquí que difícilmente se olvidará!

    Compañía genial y la nieve sorprendente mente buena, está siendo un año raro raro…

    Responder
  2. Totalmente de acuerdo Powder, la primavera aporta un esquí super divertido… salvo en una cosilla… En primavera siempre escojo algo mas de 98mm…. por la tarde vuelo por el azucarillo!

    Responder
  3. A parte del Powder, la nieve primaveral es la mejor que hay, y siempre con esquís gordos!! jajajaja

    Por cierto, ese bosque tiene muuuuy buena pinta!!!

    Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.