Las estaciones de esquí del Valle del Aragón, Astún y Candanchú, han decidido no renovar el acuerdo anual que establecieron la temporada pasada bajo el nombre de 100k.

El acuerdo entre ambos centros invernales consistía en la existencia de un forfait único en sus diferentes modalidades, mediante el que los usuarios podían acceder a ambas estaciones haciendo uso de un único abono, así como determinadas acciones comerciales conjuntas.

Tras el acuerdo alcanzado, tanto Astún como Candanchú confirman que vuelven a actuar de manera independiente esta próxima temporada 2017/2018.

El último día de esta colaboración fue el pasado 17 de abril: “el último día de esquí de la temporada en el dominio único “Astún-Candanchú 100k” por lo que, tras dicha jornada, se dará por finalizada la temporada 2016-2017. Queremos transmitirles nuestro agradecimiento por su confianza y colaboración”, señalaban ambas estaciones en su web.