Durante la temporada pasada, las Estaciones de Esquí españolas recibieron 5,11 millones de visitantes, lo que supone un aumento del 4,2% respecto a la temporada anterior, confirmando una ligera recuperación del sector en un entorno todavía complejo. La constante mejora de las instalaciones y los servicios, los esfuerzos de promoción, la contención de precios y el impulso de productos a medida -además de una meteorología favorable (con un inicio temprano y precipitaciones superiores a la media)- han sido aspectos clave para cerrar con muy buenas sensaciones la temporada.
Junto a las importantes inversiones realizadas para la temporada 2013/2014, cabe destacar la continua innovación del sector en la creación de nuevas propuestas y ofertas adaptadas a los diferentes niveles de conocimiento y experiencia de la nieve. Ello ha permitido atraer a un mayor número de personas aficionadas al esquí y ofrecer alternativas de ocio atractivas para quienes, sin necesidad de esquiar, escogen las Estaciones como destino vacacional.
De esta manera, los miembros de la Asociación Turística de Estaciones de Esquí y Montaña (ATUDEM) han trabajado también en la mejora de la oferta hotelera, la creación de propuestas gastronómicas de alto nivel, la disponibilidad de actividades al aire libre alternativas y el diseño de circuitos culturales por la región. El atractivo de estas opciones, junto a la adaptación de las tarifas a las ofertas de última hora y packs con precios especiales por estancias cortas, han permitido consolidar esa cada vez más relevante base de visitantes.

Objetivo 2014/2015: Mantener la tendencia

De cara a la inminente apertura de las estaciones, y aunque es apresurado hacer una previsión de cómo resultará esta temporada la afluencia de visitantes a las Estaciones de Esquí al ser un aspecto que depende, en gran parte, de la imprevisible meteorología, el sector se muestra confiado en que se podrá mantener la tendencia alcista del pasado invierno. La mejora en los sistemas de producción de nieve asegura, además, una mejor respuesta ante la posible mengua del manto blanco.
Para afrontar esta nueva temporada el conjunto de las estaciones asociadas a ATUDEM ha realizado inversiones por un total de 34 millones de euros, una cifra que supera notablemente la de los últimos años. Se han mejorado los citados sistemas de fabricación de nieve así como los servicios y se han instalado nuevos remontes. El parque pisapistas ha sido renovado y se han impulsado nuevos proyectos que facilitarán el acceso a los debutantes y nuevos esquiadores.
Durante esta temporada, además, tendrán lugar dos acontecimientos relevantes: por un lado, la celebración -el próximo 17 de enero de 2015- del World Snow Day, una jornada mundial de promoción de los deportes de nieve, y por el otro, el 50 aniversario de 4 estaciones de esquí (Baqueira, Formigal, Sierra Nevada y Alto Campoo) que han confeccionado una programación especial para celebrarlo.