Sí, la primavera ya ha llegado. Con el esquí de primavera uno enseguida piensa en sol, temperaturas altas, nieve transformada, días largos,… Pero a veces la historia nos guarda sorpresas. Y este fin de semana en Masella hemos tenido una de ellas en forma de powder day en primavera. Sí, una vuelta al invierno en toda regla, con el frío y la nieve presentes una vez más esta temporada. Y con ellos nos hemos podido olvidar de que estamos en la recta final y por unos momentos hemos vuelto de pleno a la temporada, a disfrutar de un auténtico powder day de esos en los que no hace falta buscar rincones porque los tienes en plena pista. Otra jornada para recordar.

La cosa empezaba un poco rara. Teníamos carrera de veteranos en La Molina, el Memorial Pepeta Planas, pero llevaba nevando desde la noche y las condiciones hacían que se anulara la carrera. Pues bien, si está cayendo la del pulpo y te acaban de cancelar una carrera, aunque vayas ataviado con un mono y unos esquís de GS, no vas a dejar pasar la oportunidad, ¿verdad?

powder day en primavera en Masella

Así de a punto estaba para la carrera hasta que el día se convirtió en un powder day

 

La montaña no está para jugar, así que lo mejor es quedarse en la zona de la estación y disfrutar del patio de recreo, que está que se sale. Vas dejando traza y se va cubriendo, entrando en un bucle delicioso del que nunca querrías salir. Así es un powder day en primavera.

 

powder day en primavera en Masella

Es curioso que seamos tan pocos los que disfrutamos de días así. En el reino del sol, la excepción siempre es bienvenida

 

powder day en primavera en masella

Una parada para comer y los esquís desaparecen

Con dias así, se empieza a las 9 y se para casi cuando cierra la estación. Y qué decir, llega Semana Santa y nos encontramos con unas condiciones insuperables. Frío, nieve y una previsión del tiempo que mejora de cara a los próximos días. No se puede pedir más.