¿Puede un robot esquiador ganar a Hirscher o Shiffrin?