Desde el fin de semana, con el paso de un primer frente frío por los Pirineos, ya ha llegado el frío y la nieve en Masella. Sábado estuvo lloviendo, pero con el paso de las horas, la cota de nieve fue bajando progresivamente hasta llegar al Pla de Masella-1600 m durante la noche. Fue entonces cuando se rompió la barrera de los 0ºC y, desde entonces, ya tienen valores ampliamente negativos en todas las cotas. Sin ir más lejos hoy, 8 de noviembre, en la Tosa-2535 m se llegó a -11ºC de temperatura.

Con estas condiciones tan buenas de frío empezaron a preparar las pistas con la puesta en marcha de la red de la nieve producida. En concreto, han empezado a innivar varias pistas, desde la cima de la Tosa hasta las bases del Pla de Masella-1600 m y Coma Oriola-1950 m respectivamente.

Estos trabajos en pistas permiten pensar con la inauguración de la temporada 2016-17. La apertura de la estación será el primer día que las condiciones de la nieve lo permitan.