El renacer de Puigmal 2900 y sus objetivos de futuro
PUBLICIDAD Billboard

Puigmal 2900 renace y ya piensa en la próxima temporada

Que esquiar entre semana suele ser sinónimo de hacerlo con poquita gente es una cuestión bien asumida por todo esquiador que se precie. Pero hacerlo casi en familia, en un día de sol y buena nieve, ya es algo que se puede calificar de excepcional. Así es como me encontré este pasado viernes la estación de esquí de Puigmal 2900, que este año ha reabierto después de ocho años de estar cerrada.

PUBLICIDAD Content_1

Llego a Cotzé, espacio lúdico y comercial situado en la cota 1850 de la estación de montaña de Puigmal 2900, cuando apenas faltan unos pocos minutos para las 10 de la mañana y solo hay unos veinte coches en el aparcamiento.

He quedado a las 10 de la mañana con Maurain Bérangère, directora de la estación de esquí de Puigmal 2900, para que haga una valoración de cómo ha sido el arranque de la temporada y cuáles son las perspectivas de cara a las próximas semanas.

maurain berengere-directora-puigmal 2900
Maurain Bérangère, directora de la estación de esquí de Puigmal 2900 (Foto: IST).

Nos encontramos en el recién reformado restaurante Le Casot. Se nota que es una persona ajetreada y que va al grano. Rápidamente, me propone subir hasta el sector de Les Planes, unos dos kilómetros más arriba siguiendo la misma carretera recién pavimentada que une el pueblo de Santa Llogaia (SanteLeocadie – Alta Cerdaña – Departamento de los Pirineos Orientales de Francia) con la estación de esquí. Quedamos a pie del ya famoso telesilla Combe des Rameaux, que ha sido noticia en los últimos meses por varios motivos.

A pie del telesilla, en el aparcamiento de Les Planes (1980 m), hay estacionados una veintena más de vehículos. Vamos acelerados y en pocos minutos ya me veo con Maurain y Patrick, uno de los pisters de la estación, compartiendo silla. Remontamos por el telesilla hasta la cresta, a 2.350 m. atravesando un frondoso bosque de pino negro.

PUBLICIDAD Content_2

A la llegada de este remonte se abre una plataforma natural que se convierte en un buen mirador de la Cerdaña. Pero inevitablemente, y como ocurre en todos los buenos miradores naturales, también es un paraje expuesto a los vientos. Son las diez y media de la mañana y el viento de norte, que ya debería ir a la baja, sigue soplando con fuerza.

Puigmal 2900, de menos a más

Mauraine, de cara a un viento molesto y ya frente a la videocámara, hace una valoración del arranque de la temporada y explica que «fue muy, muy bien. Abrimos el 18 de diciembre, con nuestra zona lúdica y vinieron un buen número de familias. Abrimos el telesilla Combe des Rameaux el 25 de diciembre. Todo iba bien y con muchas sensaciones y emociones por la reapertura. Desgraciadamente, tuvimos un problema técnico y lo tuvimos que cerrar. Ahora ya vuelve a funcionar sin más problemas«.

La directora avanza que de cara a las próximas semanas la previsión es que se abran más pistas y más remontes. Está previsto que se ponga en marcha el telesquí de Credells, que remonta hasta la cota 2.600 y gracias al cual se podrá abrir un abanico de nuevas pistas azules, rojas y negras y, muy importante, el área destinada al esquí fuera pista. En ese mismo sentido, prevén ofrecer nuevas actividades en la zona lúdica de Cotzé.

En cuanto a la procedencia del cliente que en estos días está visitando Puigmal 2900, Bérangère calcula que «aproximadamente un 60% es catalán y el 40 francés«. Por lo general se trata de un tipo de cliente muy variado, con dos colectivos que destacan por encima de los demás y que son «los grupos de amigos que practican el esquí de montaña en nuestros itinerarios balizados» y las «familias que vienen a practicar el esquí alpino«, concluye.

PUBLICIDAD Content_3
PUIGMAL 2900-21 01 22-SKI-club esqui llivia-Marc
Disfrutando de la buena nieve de Puigmal 2900 (Foto: Ivan Sanz).

Pensando en el verano y en la próxima temporada

Comenta algunas cuestiones sobre las perspectivas para el verano y la próxima temporada. Y recuerda que «Puigmal 2900 es un centro de actividades cuatro estaciones y que de cara a la primavera, verano y otoño, la estación estará abierta con actividades propias para cada época«.

PUBLICIDAD Mobile_Pos5

Pensando ya en la temporada 2022-23 ha anunciado que se está trabajando para abrir nuevos remontes y pistas en el sector de Cotzé. Y hace un llamamiento a los lectores para que visiten Puigmal 2900. “Os encontraréis con un equipo entusiasmado e implicado en el renacimiento de la estación. Tenemos buenas pistas, con buena nieve, hay actividades para realizar y también tenemos un restaurante, La Casota, abierto. Venid, y nos haréis felices de poder acogeros!.”, asegura con entusiasmo.

Así nos encontramos Puigmal 2900

A día de hoy, la estación tiene abiertos un telecuerda y el telesilla Combe des Rameaux. En cuanto a pistas hay abiertas la pista azul Dura Neu, la pista verde de conexión con Cotzé (el regreso hasta Les Planes se hace en bus o navette), una pista roja y una pista negra. De cara a los próximos días está prevista la apertura del telesquí Credells y más trazados, tal y como ha informado su directora.

Esquiar en familia

Terminada la entrevista me dispongo a tomar algunas fotografías. Hay muy pocos esquiadores. Quizás una treintena, no más, a los que es fácil interceptar porque todos hacen uso del mismo remonte.

PUBLICIDAD Content_4

Casi todos son catalanes. Cuando les pregunto por sus sensaciones, todos coinciden en cuatro cuestiones: tenían muchas ganas de volver a esquiar en Puigmal, admiten que han acertado un buen día (el viento por fin afloja), se han encontrado buena nieve y tienen la sensación de esquiar en una estación privada, suya, propia.

Pero las horas pasan rápido entre capturas fotográficas y descensos gas a fondo con la familia Oller. ¡Muchas gracias Ana, Marc y Andrea!

PUIGMAL 2900-21 01 22-SKI-DSC05625
Andrea, del Club Esquí Llívia, nos deleitó con su buen estilo por las pista de Puigmal 2900 (Foto: Ivan Sanz).

Entre una cosa y otra,  no me doy cuenta de que ya son las tres de la tarde. Casi estoy solo en las pistas y prácticamente no queda nadie a quien fotografiar. Quedamos los pisteros, los conductores del telesilla y un operario con una pisanieves. El viento ha parado casi por completo.

El sol va de baja y las pistas, casi todas encaradas a noreste, van quedando bajo la sombra azulada propia de las tardes de enero en la alta montaña. Si el trabajo está terminado, significa que llega el momento de marcharse.

Mientras me voy quitando las botas en el aparcamiento de Les Planes el frío es intenso. En contraste y detrás de mí, el majestuoso Puigmal sigue bien iluminado por el sol. Entran ganas de subir allí arriba.

En Les Planes ya únicamente quedan cuatro vehículos. El ambiente ha sido tan familiar con los esquiadores que hoy hemos coincidido en pistas que, sin conocernos de nada, nos despedimos como si fuéramos conocidos desde hace tiempo.

PUBLICIDAD Mobile_Pos8

Así es Puigmal 2900 entre semana: el máximo exponente y ejemplo del concepto de esquí familiar.

Te recomendamos

Titan Desert 2022
Etape Spain

Deja un comentario