Prueba fijaciones Marker Duke PT: Libre para esquiar donde quieras
PUBLICIDAD

Prueba fijaciones Marker Duke PT: Feel Free

En los últimos años, las fijaciones de esquí han recibido algunas mejoras significativas. Es el caso del nuevo standard de GripWalk de las botas, que permite un caminar más natural y cómodo sin perder prestaciones cuando estamos esquiando.

Pero la verdadera revolución la tenemos en el segmento del freeride. Se ha alcanzado un hito: combinar el rendimiento, solidez y seguridad que ofrece una fijación de alpino en el descenso (con liberación lateral), con la libertad de movimiento y comodidad en el ascenso que otorgan las fijaciones low tech.

Es el caso de las fijaciones Marker Duke PT (pin tech) de esta prueba, cuya puntera híbrida funciona como una fijación pin en subida y como una alpina en bajada.

El reto no ha sido fácil; para ello el equipo de I+D de la marca alemana ha contado con la experiencia y conocimiento de tres esquiadores de referencia: el neozelandés Sam Smoothy, el italiano Markus Eder y el canadiense Kye Petersen.

La Marker Duke PT abre un gran abanico de posibilidades, ya que, al combinar las ventajas de ambos sistemas vas a poder desplazarte por terreno virgen y salvaje con toda la comodidad y al mismo tiempo acceder a líneas exigentes que exigen una unión esquí-bota sólida y segura.

Esta fijación representa el futuro o, mejor dicho, el presente del freeride. Siéntete libre para esquiar donde y como desees.

Sobre el papel

La Duke PT es una fijación de aspecto rotundo, con una puntera voluminosa. Está disponible en dos versiones, PT 16 y PT 12.

Prueba fijaciones Marker Duke PT-16 OK

La más potente y sólida es la 16, con una dureza de regulación entre 6 a 16 DIN y un peso de 1.350 gramos. La PT12 ofrece un rango de 4 a 12 DIN y utiliza materiales más ligeros, lo que le da un peso de 1.180 gramos.

El secreto está en la puntera Ride&Hike, con una estética derivada de las conocidas Jester/Griffon, cuya configuración híbrida engloba dos punteras en una.

Está fabricada con una carcasa ligera de magnesio de 300 gramos, que en modo descenso ofrece el mismo rendimiento y mecanismos de liberación que una fijación alpina. La tecnología Sole.ID la hace compatible con todos los tipos de suela: alpina, GripWalk y touring.

Prueba fijaciones Marker Duke PT-12 ok

En el interior esconde la fijación pin, para los ascensos, integrada en la placa base, similar a la de las Kingpin de freeride y Alpinist de skimo. La talonera de las PT 16 utiliza el nuevo chasis Inter Pivot Heel con magnesio, muy robusto, mientras que la de la PT 12 ofrece un ahorro de aproximadamente 200 gramos comparado con el de las tradicionales Jester/ Griffon.

El diseño del freno Lock & Walk es funcional y práctico, para las subidas se bloquea fácilmente (con el bastón de esquiar) y dispone de un alza de 10º para encarar pendientes pronunciadas. Un aspecto realmente importante es que la altura de la bota con respecto al esquí es de solo 24 milímetros, lo que permite una transmisión de fuerzas directa y un cambio de canto más rápido.

Sobre la nieve

Prueba fijaciones Marker Duke PT_2

Subiendo: De alpino a skimo

El ingenioso diseño de la Marker Duke PT permite cambiar de modo alpino a skimo fácilmente. Por delante de la puntera sobresale la palanca de la fijación pin, que al empujarla abre hacia delante la carcasa y deja al descubierto el mecanismo para los ascensos.

Tenemos dos opciones: o fijar la carcasa en modo abierto o desmontarla por completo y guardarla en la mochila, presionando levemente las pestañas laterales que la sujetan a la placa base.

Tras probarla, nosotros nos decantamos claramente por desmontarla del todo. Colocada queda muy expuesta, limita el accionamiento de la palanca delantera y son 300 gramos menos en cada pie, lo que hará más llevaderas las aproximaciones largas.

La fijación pin se maneja como cualquier otra. La encajamos en los inserts de la bota, levantamos la palanca para bloquearla y listos. En cuanto a la talonera, el manejo es aún más sencillo. Basta con desplazar hacia atrás el rodillo que hay en la plataforma del freno y pisar para que quede bloqueado. Esta acción deja libre el alza para pendientes pronunciadas, con unas pestañas a los lados que hacen fácil su manipulación con la punta del bastón.

En cuanto al funcionamiento, el test se ha realizado durante varios días en condiciones de nieve polvo, con algunos tramos más helados por el viento en cotas altas. El resultado es un rotundo éxito, la bota transmite perfectamente la fuerza, el cierre es sólido e incluso en las conversiones sobre hielo o nieve venteada sientes el esquí agarrado a la perfección.

Bajando: De skimo a alpino

Prueba fijaciones Marker Duke PT_1

Si el desbloqueo es sencillo, el paso de modo ascenso a modo descenso es todavía más fácil. Primero presionas la leva de la puntera y liberas la bota. Con el esquí en la mano, colocas la carcasa con las dos pestañas que antes habías accionado para liberarla. Ya solo queda cerrarla sobre sí misma.

Si te fijas, constatarás que la puntera queda bloqueada por cuatro puntos, con un diseño de seguridad que, al calzarla, hace imposible accionar la leva del sistema pin, ya que la propia bota ejerce la función de cierre de seguridad.

En cuanto a la talonera, basta con desplazar el rodillo hacia delante, a su posición original, para que el freno vuelva a liberarse. Y ya podemos atacar los descensos más exigentes, porque la transmisión es directa y sólida.

La Duke PT transmite la misma sensación de seguridad y prestaciones que cualquier fijación de freeride que puedas encontrar en el mercado.

Un consejo antes del descenso (con esta y en realidad con cualquier fijación): limpia bien la suela de las botas y despeja de nieve o hielo puntera y talonera, para que funcione correctamente. Y otro consejo para antes de empezar a esquiar: además de ajustar el DIN a tus características, no olvides regular bien la pretensión (esto debe hacerlo alguien cualificado). Con la Duke PT ya no tienes excusas para pasear por la montaña.

Lo que más nos gusta y lo que menos…

A favor: Fácil manejo del sistema, fiabilidad enorme y rendimiento alpino y skimo.

En contra: El precio, lo bueno no puede ser barato.

Ficha técnica de las fijaciones Marker Duke PT

Tecnología: Puntera híbrida Ride & Hike alpina/pin tech. Compatible con botas alpinas, Grip/Walk y touring.

Talonera: Inter Pivot 3 (PT 16)/Hollow Linkage 2 (PT 12)

Construcción: Carcasa de magnesio

Peso:

PT 16: 1.050 g (ascenso)/1.350 g (descenso)

PT 12: 880 g (ascenso)/1.180 g (descenso)

Regulación DIN: PT 16: 6-16 / PT 12: 4-12

Precio: 600 euros (PT 16) / 550 euros (PT 12)

Distribuye: Carving Sport

Más información del producto en la web de la marca.

Deja un comentario