Pocos comentarios se pueden hacer del video que os proponemos aquí, simplemente decir que nos ha fascinado y conmocionado a la vez. La diversión que desprenden las imágenes no tiene límites, pero ver a los esquiadores arrastrados por coches y motos de alta potencia sin la que actualmente consideramos la más elemental equipación de seguridad da miedo.

No tenemos datos de la ubicación de esta carrera, que posiblemente tuvo lugar entre los años 50 y 60, pero la moto que aparece al principio parece una Triumph, posiblemente una Bonneville. Luego, en unas increíbles imágenes en la que vemos a los esquiadores entre coches, aparecen Porsche Speedster, Porsche 356, Porsche 911, un Volkswagen Escarabajo…

Os dejamos con el video. Impresionante.